Home / Recordando al P. Santiago Izuzquiza

Recordando al P. Santiago Izuzquiza

Santiago nació en Segovia España, el 20 de julio de 1927 y falleció en Lima el 24 de marzo de 2011. Había entrado a la Compañía el 14 de septiembre de 1944 y fue ordenado sacerdote el 15 de julio de 1959. Había venido al Perú en 1954 para empezar su magisterio, que desarrolló en la Casa de formación de Miraflores primero y en el Colegio de la Inmaculada después. En esa época tuvo a su cargo la revista para nuestros familiares “De Nuestra Vida”. Su teología (1957-1960) la hizo en Granada, como la mayor parte de los jesuitas peruanos en aquella época. Después fue a Bélgica a hacer la Tercera Probación, y al acabar ésta realizó los estudios de Formación en Catequesis en el afamado centro “Lumen Vitae” de Bruselas.

Al regresar al Perú en 1963 y dedicar un poco de tiempo de nuevo al Colegio de la Inmaculada, fue destinado a la Residencia de San Pedro, desde donde empezó a formar el centro de Catequesis, que enseguida pasó a ser el centro de formación de catequesis de toda la arquidiócesis de Lima. A esto se dedicó Santi lo años más activos de su sacerdocio. Aunque era una obra de la arquidiócesis de Lima, tuvo un alcance nacional; pues dada la calidad con que se hacían estos estudios de todas partes venían a hacerlos, religiosos, religiosas, laicos, toda gente comprometida en la pastoral en sus diversos diócesis. Por esta razón se tenía el diploma de Catequesis en dos modalidades, dos años completos o varios veranos (en forma más intensiva). Con su gran afición, además de a la catequesis, a los aparatos modernos, enseguida distribuyó magnetófonos y proyectores de slides (era lo más moderno en aquellos tiempos), para hacer más eficaz la enseñanza oral de la catequesis. Y fundó el centro de Sonoviso donde se podía encontrar todo tipo de casettes y slides para los distintos temas de la evangelización.

Largos años dedicados al centro de catequesis, hasta que este centro fue transformado por el Sr. Cardenal en Instituto Superior de Catequesis. Santi dejó la dirección, después de haber hecho nacer el centro y de haberlo conducido hasta su madurez. Toma un año de estudio de inglés en Grand Cocteau (Lousiana) y de actualización pastoral, y después va a Tacna a colaborar en la Parroquia de San Pedro. Y de ahí de nuevo en marcha, y ahora a Chachapoyas en 1986, donde será Superior de esa comunidad que está repartida entre Lamud, Luya y Chachapoyas. Tiene esos años la dirección de la ODEC de la diócesis, y asume la dirección espiritual de los candidatos al seminario.

Cumplidos sus seis años de Superior en Chachapoyas va a repartir sus últimos 12 años en tres períodos distintos y casi de igual duración: primero en la Parroquia de Fátima (1994), como Vicario Parroquial, después en Huachipa (1999), donde se dedicará a dar Ejercicios Espirituales y a colaborar en la cuasi-Parroquia de Santa María de Huachipa. Y finalmente dejará Huachipa, cuando ya le empiezan los primeros síntomas del mal de Parkinson, y regresa a Fátima en el 200. Aquí se le acentuó su mal con una rotura de cabeza de fémur y su consiguiente operación. A pesar de todo esto colaboró puntualmente los domingos en las confesiones en el templo, a lo que fue siempre dedicado en todos sus trabajos y en todos los sitios donde sirvió al Señor. (de la nota enviada por el P. Adolfo Franco SJ, Socio del P. Provincial. Foto del archivo del mismo P. Santiago Izuzquiza)

 

 

 

Check Also

La visita del Papa Francisco

Nos visitó el Papa. A la mayoría nos ha gustado y hemos sacado muchas cosas ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *