Home / Monseñor Barreto, SJ visita el penal de La Oroya

Monseñor Barreto, SJ visita el penal de La Oroya

Pedro Barreto visita penales

El Arzobispo de Huancayo, Monseñor Pedro Barreto Jimeno SJ, visitó el viernes 4 de octubre la ciudad de La Oroya, donde compartió con los internos e internas del penal, con los enfermos del hospital del Ministerio de Salud y con los adultos mayores del Hogar Gaspar.

Las primeras personas en recibir a Monseñor fueron las internas e internos del Centro Penitenciario de La Oroya, donde el Arzobispo renovó su compromiso de acompañar integralmente a esta población más vulnerable y olvidada. “La Iglesia no es ajena a esta realidad, nosotros como católicos condenamos el pecado, pero trabajamos para que la persona con su propio esfuerzo supere sus errores y vuelvan a ser hombres y mujeres de bien”, señaló.

Posteriormente, Monseñor Barreto se trasladó al hospital del Ministerio de Salud donde bendijo a los enfermos y felicitó la labor que desempeña el personal de salud: “es meritorio el sacrificio y compromiso de los médicos y de todo el personal de salud, ya que sin ellos las familias estarían desprotegidas”, comentó.

Al medio día, Monseñor Pedro Barreto culminó su recorrido con un almuerzo que compartió con aproximadamente 250 personas de la tercera edad, en la Iglesia de la Inmaculada Concepción de La Oroya Antigua. Allí, la primera autoridad del Arzobispado de Huancayo, dirigió un breve mensaje en el que resaltó la importancia de la familia y la labor formadora de las personas de la tercera edad.

“Para la iglesia, y como lo ha dicho el Papa Francisco, son muy importantes los niños, los jóvenes y los adultos mayores, y en este día quiero animarlos a vivir con alegría, y que a los pequeños o grandes achaques que podamos tener fruto de los años, lo sobrellevemos con alegría y esperanza”, finalizó Monseñor Pedro Barreto.

Check Also

La importancia de nuestra memoria

Los estudios científicos más recientes insisten en la importancia de la memoria en el proceso ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *